Las canciones de mi vida: Vivo, de Rodrigo Rojas

Con cuarenta años, uno ya no es un crío.  Situado en la línea medianera de la vida, uno ya empieza a tener experiencias que ofrecen nuevas perspectivas y comprensiones.  Ha tenido sueños y decepciones, caídas y renacimientos, enamoramientos y desamores.  La madurez ofrece una mirada más sosegada sobre la existencia propia y ajena.  Pero es importante mantener el corazón en llamas para seguir vivo. Me … Continúa leyendo Las canciones de mi vida: Vivo, de Rodrigo Rojas