La persona NO es el problema

  Hay personas que me ponen “a parir”, gente que parece que vive para tocarte las narices, para hacer comentarios inapropiados, para usar frases hirientes, para tomar decisiones que te duelen o, aun peor, para mostrarte una máscara de aprecio y afecto mientras te esconden ese verdadero rostro que intuyes pero que sólo descubrirás cuando sientas el puñal que acaban de hundirte en la espalda. … Continúa leyendo La persona NO es el problema