No hay mejor discurso que una buena vida

Imagino que tú, como yo, habrás conocido a gente capaz de proponer fantásticas teorías, picos de oro capaces de hilvanar hermosos y conmovedores discursos, moralistas que definen con acierto dónde se encuentra el límite entre el bien y el mal, personas capaces de aconsejarte sobre cómo debes conducir tu vida mientras que las suyas -en cuanto rascas un poco- son un auténtico nido de falsedad, … Continúa leyendo No hay mejor discurso que una buena vida